Mensaje de error

  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in include_once() (line 20 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/file.phar.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Deprecated function: Array and string offset access syntax with curly braces is deprecated in require_once() (line 341 of /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/module.inc).
  • Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? en require_once() (línea 40 de /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/sites/all/modules/civicrm/CRM/Core/DAO.php).
  • Warning: "continue" targeting switch is equivalent to "break". Did you mean to use "continue 2"? en require_once() (línea 40 de /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/sites/all/modules/civicrm/CRM/Core/DAO.php).
  • Warning: count(): Parameter must be an array or an object that implements Countable en DB::parseDSN() (línea 793 de /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/sites/all/modules/civicrm/packages/DB.php).
  • Notice: Trying to access array offset on value of type int en element_children() (línea 6609 de /home2/frentealapobreza/cohesionsocial.mx/includes/common.inc).
¿Tiene solución la pobreza?

¿Tiene solución la pobreza?

Uno se acostumbra muy fácilmente a la pobreza. A la de los demás.  Se va haciendo un callo en el corazón que permite que uno siga disfrutando su día, después de ver a campesinos sin tierra, con hijos pequeños, convertidos en mendigos o víctimas de trata. A personas en situación de calle drogándose para olvidar el hambre y el desamparo.  Se acostumbra uno a las marchas, a las protestas de los desesperados que exigen solución a sus problemas.

Tal vez la apatía viene porque, en el fondo, sentimos que no podemos hacer nada al respecto.  Por eso dejamos en manos de unos legisladores que, en teoría, nos representan, el diseño de las políticas públicas que han de resolver (o perpetuar) la triste realidad de la gente más pobre. Unos amigos míos dicen que las tendencias de permanencia y crecimiento de la pobreza de las décadas recientes se pueden revertir. Suena romántico pero a mí me dan ganas de creerlo. Una persona sola difícilmente puede incidir en las decisiones de los gobernantes, pero si suma su voz a la de muchos otros, ésta se convierte en una voz poderosa que sí puede mover montañas. Pensemos en  los momentos de la historia universal que  han cambiado el rumbo de los países.

Recordemos cómo nos emociona cuando en las películas, uno a uno, los integrantes de una multitud se van poniendo de pie para apoyar una causa. Varias organizaciones de la Sociedad Civil  e individuos como José Woldenberg, Mauricio Merino, Jacqueline Peschard, Julia Carabias, Rolando Cordera, entre otros, preocupados por los desatinados recortes al presupuesto federal para 2016, han decidido hacer propuestas muy puntuales al gobierno  para hacer rendir el gasto público.

Dicen que “reducir la desigualdad y la pobreza se puede convertir en una estrategia efectiva para enfrentar la crisis y lograr mayor y mejor crecimiento económico.” Entre las organizaciones se encuentran: Acción Ciudadana Frente a la Pobreza, el Instituto de Estudios para la Transición Democrática, Sociedad en Movimiento, la Fundación del Empresariado en México, la Fundación Merced, México Evalúa y el Centro de Estudios Espinosa Yglesias, además de  decenas de organizaciones que trabajan directamente en comunidades marginadas en todo el país.

En un documento que se da a conocer a la prensa este lunes 14 de septiembre, este nutrido grupo de personas invita a legisladores y autoridades a abrir un diálogo con las organizaciones civiles para replantear cómo se genera el ingreso y cómo se gastan los recursos públicos. “Proponemos nuevas políticas económicas y sociales que logren crecimiento económico incluyente, que garanticen derechos sociales y que mejoren los salarios, los ingresos y la productividad del conjunto de la sociedad”. Sugieren eliminar los programas sociales que dependen de instancias distintas pero atienden a los mismos beneficiarios, así como los muchos programas que no dan resultados.

Invertir más en salud, educación e infraestructura productiva y dejar de gastar en “bonos y pagos extraordinarios a servidores públicos, el seguro médico privado, el financiamiento de campañas y partidos y las partidas discrecionales de legisladores.” Aunque no les va a gustar nada, tarde o temprano, los representantes del pueblo tendrán que pensar en el bien común. Y para que haya transparencia plantean la creación de “un padrón único de beneficiarios como vía obligatoria de acceso a subsidios, conectar la contraloría social con el Sistema Nacional Anticorrupción, y transparentar en datos abiertos el ejercicio de los recursos públicos”. Yo también decidí sumar mi firma en el documento. Me resisto a creer que no hay nada que podamos hacer ante la injusticia. No me quiero acostumbrar a la pobreza ni al sufrimiento de nadie.

Podemos unirnos como sociedad civil con aquellos que conocen de cerca los temas sensibles de nuestro país y apoyar con nuestra voz, presencia y difusión,  los proyectos que nos parezcan loables. Y las autoridades, federales y estatales  deben escucharnos y actuar con responsabilidad.

Leer en 7/24